Hoy nos parece de los más normal la abundancia de portales de citas en internet o de páginas de contactos para buscar a tu «media naranja», pero todo está inventado.

«Corazones solitarios» los ha habido siempre y aquí os dejo la prueba. El primer anuncio buscando pareja fechado nada menos que el 19 de Julio de 1695.

Fue publicado en «A Collection for Improvement of Husbandry and Trade» («Una Colección para el Mejoramiento del Buen Gobierno y el Comercio») en Gran Bretaña.

Podemos leer como un «caballero» busca emparejarse con una «gentil dama». Hoy contamos con tecnología más avanzada, pero en el fondo seguimos buscando la misma cosa.

Fuente: BBC Mundo