Si ya os comentamos el origen del helado, no podíamos dejar pasar el verano sin acercanos a otro de los objetos típicos del momento en que estamos: el bikini.

A pesar de que su creador fue el estilista francés Louis Réard al presentó el 3 de julio de 1946  un traje de baño de dos piezas que provocó todo tipo de reacciones ya lo habíamos visto mucho antes, concretamente en el 1600 aC. La moda de los bikinis ya había hecho furor en un mosaico de una villa siciliana.

Pero lo más curioso no es el origen del bañador de dos piezas, sino el de su nombre. Louis Réard estaba dispuesto a crear polémica y no sólo por tan atrevido atuendo y tuvo la ocurrencia de dar a su prenda el nombre del famoso atolón donde los EEUU realizaron pruebas nucleares: Bikini.

Queda claro que Réard quería conseguir un verdadero bombazo y lo consiguió.