Un 6 de Noviembre de 1860 Abrahan Lincoln se convierte en el presidente número 16 de Estados Unidos y en el primero del Partido Republicano.

Tuvo un complicado mandato marcado por la Guerra de Secesión y la abolición de la esclavitud con la Proclamación de Emancipación de 1863 y la aprobación de la Decimotercera Enmienda a la Constitución de 1865. Fue reelegido por aplastante mayoría el 8 de Noviembre de 1864 y asesinado por John Wilkes Booth en el Teatro Ford el 15 de Abril de 1865. Su asesinato se convirtió en el primer magnicidio en Estados Unidos.

Pero detrás de esto son muchos los que quieren ver la Maldición de Tecumsé o la Maldición de los 20 años. Se refiere a un patrón que señala que entre 1840 y 1960 los presidentes que hubiesen ganado las eleccione en un año terminado en cero morirían en su cargo.

Detrás hay una historia en trono a los líderes de la tribu Shawnee, Tecumsé y su hermano Tenskwatawa, que al parecer lanzaron una maldición contra las fuerzas norteamericanas lideradas por William H. Harrison

Harrison no ganará este año el puesto de Gran Jefe. Pero ganará la próxima vez. Y cuando lo haga él no terminará su periodo. Morirá en ejercicio.

Pero les digo que Harrison morirá y cuando él muera ustedes recordarán la muerte de mi hermano Tecumsé. Ustedes creen que he perdido mis poderes, yo que hago que el sol se oscurezca y los pieles rojas dejen el aguardiente. Pero les digo que el morirá, y después de él, todo Gran Jefe escogido cada 20 años de ahí en adelante morirá, y cuando cada uno muera, que todos recuerden la muerte de nuestro pueblo

La verdad es que la profecía se “cumplió” en algunos casos como Lincoln, Garfield, McKinley o Kennedy (que comparte con Lincoln una curiosa serie de casualidades) pero también falló en otras como Reagan o Bush.