Un 1 de Septiembre de 1939 comenzaba uno de los episodios más negros de la historia de la humanidad: la 2ª Guerra Mundial.

Los soldados alemanes cruzaron la frontera de Polonia utilizando como pretexto una escaramuza en la radio fronteriza de Gleiwitz provocada por ellos mismos y que será conocida como «Operación Himmler». Unos miembros de las SS vestidos con uniformes polacos atacaron la emisora de radio y difundieron un mensaje en el que se animaba a tomar las armas contra Alemania. Goebbels puso el grito en el cielo por el «ataque» desatándose oficialmente las hostilidades.

Con esta invasión comenzará la segunda gran guerra que dejó casi 60 millones de muertos, el holocausto judío, las bombas atómicas y cuántas más atrocidades.

Es uno de los días que hay que recordar para no olvidar.